El Gobierno cerró un acuerdo con el laboratorio CanSino para la provisión de vacunas de monodosis

El Gobierno nacional confirmó este miércoles que cerró un acuerdo de provisión de vacunas contra el Covid-19 con la empresa chino-canadiense CanSino Biologics, por lo que Argentina accederá así al fármaco AD5-nCOV, cuyo nombre comercial Convidecia.

El acuerdo fue confirmado por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien habló de la búsqueda de vacunas que desde el año pasado viene haciendo el Gobierno: “Estamos negociando con Johnson & Johnson y cerramos con otro laboratorio que es CanSino”.

Desde septiembre de 2020, CanSino ha realizado un ensayo clínico de fase III en Pakistán, México, Rusia, Chile y Argentina y dosificó a más de 40.000 voluntarios mayores de 18 años en ese proceso.

Convidecia fue aprobada por Hungría, México, Pakistán, China y más recientemente Chile. Se trata de un fármaco de almacenamiento y transporte entre 2 ° C y 8 ° C, accesible para regiones subdesarrolladas. Y con una eficacia del 95,47% para prevenir enfermedades graves por Covid-19 a partir del día 14 después de la vacunación.

Estas vacunas brindan protección a los adultos mayores de 18 años, incluidos los mayores de 60 años.

Tras trascendidos que indicaban que esta vacuna daba inmunidad contra el Covid-19 sólo por seis meses, CanSino aclaró el martes que la efectividad de su vacuna no se pierde en ese plazo después de su aplicación. La farmacéutica apuntó que “un error de comunicación” provocó que esta información se diera a participantes del ensayo de fase 3 realizado en México.

Cafiero este miércoles se mostró expectante por el acuerdo. “No somos obcecados, intentamos que lleguen la mayor cantidad de vacunas posibles. Con las que llegan hoy, en estos cuatro días recibimos más de 2 millones y medio de vacunas, y esta semana llegaremos al 20 por ciento de la población vacunada con al menos 1 dosis”, dijo.

El funcionario nacional también se refirió a las versiones expresadas por el espacio opositor Juntos por el Cambio acerca de que el Gobierno “dejó pasar” unas 13 millones de vacunas del gigante estadounidense Pfizer.

“Es mentira que había 13 millones de vacunas para traer a la Argentina, ni de Pfizer ni de ningún laboratorio. Firmar contratos es muy fácil, pero que te lleguen es distinto”, enfatizó Cafiero.

Sobre la situación puntual con Pfizer, Cafiero explicó que “el gobierno nacional es soberano” y aclaró que la Casa Rosada tiene por delante toda una tarea de gestionar vacunas, lo cual “no depende de un solo laboratorio”.

“Pfizer exigió condiciones que no se amoldaban a la ley. El Congreso votó una ley en noviembre del año pasado, que marcaba parámetros contractuales, que con muchos laboratorios se pudo avanzar y con Pfizer no se pudo avanzar. La palabra negligencia fue siempre una dificultad para avanzar con Pfizer, pero nunca se cerró la puerta a la negociación”, dijo el funcionario.

Sobre la discusión con la oposición, Cafiero afirmó que “cuando llegan vacunas, la gran mayoría tiene esperanza pero hay una minoría a la que le despierta odio” y añadió: “Hay minorías vinculadas a Juntos por el Cambio o al PRO que están permanentemente generando discursos de incertidumbre, de odio, que después se manifiesta en la calle”.

Cafiero detalló que “el presidente y la vicepresidente trabajan para salvar vidas, no están pensando en las elecciones” y remarcó: “Son más lo que se cuidan o cuidan a terceros que los pocos que tratan de generar atajos o negar la pandemia”.

Con respecto al arribo de más dosis en las últimas horas, el jefe de gabinete destacó que “llegaron vacunas de las que el principal componente se hace en el país. Pasa desapercibido, pero es muy importante. Esto no es el esfuerzo de un gobierno, sino de la comunidad científica, de la educación pública, son pocos países los que hacen algo así. Como país tenemos que tener la autoestima en el lugar que tiene que estar. No nos tienen que pisotear la autoestima”, sostuvo.

Read MoreLa Voz

¡Haz clic para votar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja un comentario