Alianzas estratégicas en la FCA, garantía de acceso a la tecnología de frontera

Uno de las metas principales que la actual gestión de la Facultad de Ciencias Agropecuarias (FCA) de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) se propuso es recuperar el Campo Escuela y convertirlo en un verdadero espacio activo desde lo productivo, inclusivo y solidario.

Gracias a la gestión de alianzas estratégicas con los sectores públicos y privados se puede llevar adelante un sinnúmero de programas que van desde la formación académica y la inserción laboral, hasta la investigación y el desarrollo del compromiso social.

En el marco de estos acuerdos, las autoridades de la casa de altos estudios suscribieron en los últimos días una serie de convenios de cooperación que posibilitará el desarrollo y la innovación en el Campo Escuela. Las iniciativas permitirán, además, acceder a nuevas tecnologías.

La alianza con el Ministerio de Ciencia y Tecnología del Gobierno de Córdoba y la Asociación de Fabricantes de Maquinarias Agrícolas y Agrocomponentes de Córdoba (Afamac), posibilitará dotar de tecnologías de frontera al Campo Escuela, vinculando a los estudiantes y docentes con la maquinaria y tecnología agrícola local.

De esta manera, la FCA fomenta el conocimiento de las últimas herramientas disponibles como parte de la formación integral de la facultad. Pero además, y como parte de un convenio específico, los estudiantes podrán realizar pasantías en las empresas asociadas a la Afamac.

Articulación

Tender puentes entre diversos sectores puede constituirse en un gran desafío. Sin embargo existe un trabajo diario de articulación interinstitucional que permite consolidar estas alianzas estratégicas, las cuales fundamentalmente brindan acceso a tecnología de punta, a la cual sería muy difícil, casi imposible, acceder con los recursos de una universidad pública.

La FCA cumple con los principios reformistas al garantizar la calidad del proceso educativo, fortaleciendo el concepto de la educación como un derecho humano, un bien social y un deber indelegable.

Pensamiento y acción, para cumplir con las metas, para que la educación pública sea herramienta de transformación social, igualando oportunidades y generando ascenso social, pilar ineludible para el futuro del país.

La FCA garantiza la calidad del proceso educativo, fortaleciendo la educación como un derecho humano, un bien social y un deber indelegable.

Read MoreLa Voz

¡Haz clic para votar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja un comentario