La Inversión en Educación vuelve a caer en 2019

El gobierno del presidente Macri se ha caracterizado desde el principio por emitir mensajes confusos, demagogos y carentes de veracidad. Con respecto a la política educativa se manejó de la misma manera, elogiando los beneficios de la Educación en el discurso pero en los hechos reduciendo su inversión, maltratando a los docentes de todos los niveles, eliminando ilegalmente la Paritaria Nacional Docente y denostando a través de los medios de comunicación oficialistas a los trabajadores de la Educación

Para analizar el interés real del Gobierno hacia la Educación vayamos a lo más simple, y lo más simple es la cantidad de dinero que el Estado invierte.

«No hay nada más importante que la educación», fue el mantra hoy del presidente. El mismo que envió al Congreso un presupuesto 2019 con una reducción en términos reales del 69,4 por ciento de las partidas destinadas a jardines, de un 68,8 por ciento a la educación digital, del 77 por ciento a infraestructura y equipamiento, del 25 por ciento a becas y sólo un aumento en los recursos para evaluación. Un gobierno que profundizó la brecha salarial docente al desactivar la paritaria nacional cuando en 2017 los sueldos del sector registraron una pérdida promedio del 7 por ciento y del 16 por ciento el año pasado, juega a hacer pie en el marketing.

La Unesco hace ya muchos años sentenció que la prioridad educativa se mide por la inversión en la educación.

Más claro no puede ser. Ningún país que piense seriamente en la Educación haría semejante despropósito: el recorte drástico en las partidas presupuestarias.

Aquí tenemos que tener presente que los sectores a los que más se castiga con el ajuste en materia educativa es a los de menos recursos. Esta realidad genera una distancia aún mayor entre los diferentes estratos sociales, convirtiendo a la Educación en una herramienta que en lugar de igualar, separa y diferencia.

El Estado tiene la obligación de brindar educación de calidad en todos los niveles y sectores sociales, para lograr esto debe reforzar la inversión justamente en los sectores más desprotegidos, en las zonas más carenciadas.

Fuente: Página 12

Anuncios

Deja un comentario